Ribadesella es una de las villas marineras más activas del oriente asturiano, cuenta con algunos de los ejemplos más sobresalientes de arquitectura modernista e indiana. Bañada por el Mar Cantábrico y recorrida por el río más famoso de Asturias: el Sella, Ribadesella ofrece a sus visitantes una amplia variedad de atractivos: paisajes y naturaleza, historia y cultura, fiestas y tradiciones, deporte y aventura, gastronomía… todo ello sin perder de vista su arraigado espíritu marinero.

La playa de Santa Marina conforma junto a su entorno un peculiar paisaje urbano donde el mar se confunde con las construcciones modernistas de la orilla.
La playa de Santa Marina es mucho más que arena y agua. A vista de pájaro el marco es espectacular, bordeado por altas cimas, como la Sierra del Sueve, que van descendiendo hasta el nivel del mar. Cercano a la playa, lugar donde desemboca, el río Sella dibuja un delta con aquella dotándola de dimensiones náuticas. Con un kilómetro y medio de longitud, la playa reúne en armonía historia, patrimonio, turismo rural y ecológico.

El paisaje atípico y único que la rodea es fruto de su pasado, que ha transformado su perfil en una estampa única y sorprendente donde las villas, palacetes y chalets se combinan entre sí sin resultar discordantes con su entorno.

El Descenso Internacional del Sella es el evento con más renombre, pero no es el único, cabe destacar las fiestas veraniegas con procesiones marineras, las Jornadas de Jazz, los Conciertos de Música de Cámara en La Cuevona de Ardines, una espectacular cavidad con una acústica inigualable.

www.ayto-ribadesella.es

Deja un comentario